Siempre Informados

Los beneficios físicos y psicológicos de tener un perro en casa

Mantener una interacción con los animales mejora el bienestar, la calidad de vida y hasta el estado de ánimo de las personas. Sin embargo, un estudio se enfoca en una población más específica: los de la tercera edad. Bien se sabe que con el aumento de los años el nivel de energía disminuye considerablemente. Así que los especialistas recomiendan la compañía de un perro que se adapte a las necesidades y exigencias de la persona mayor.

Al llegar a este punto, vale recordar que los perros mestizos, al ser adoptados, suelen ser agradecidos y generosos con sus amos por brindarles una segunda oportunidad de ser felices. Pero los beneficios físicos y psicológicos de tener un perro siendo mayor de edad son varios, pues abarcan distintos aspectos que van desde el rendimiento físico, a lo emocional aunado al estado de ánimo de las personas.

Lo primero, es que al llegar la etapa de la vejez muchos optan por vivir solos e independientes de sus familiares. Así que los animales domésticos se convierten en un amigo fiel y protector, siendo una compañía ideal para las personas adultas. Además, mejora el estado de humor y combate la depresión o la ansiedad. Es que el lazo que se construye entre la mascota y el dueño es fuerte. Solo bastan 90 minutos diarios para que el perro cree un vínculo con un humano.

Otro aspecto es que las personas se sientes útiles al tener la responsabilidad en sus manos de llevar a pasear a las mascotas, de alimentarlas, de cumplir con las indicaciones médicas, de jugar con el peludo y pasar tiempo de calidad. Sin embargo, una de las razones más importante es que al tener un perro en casa, la persona puede superar problemas de adaptación social y de aislamiento.

Finalmente, también es importante incentivar la actividad física en las persona de la tercera edad, siempre y cuando sea en una cantidad moderada; que no fatigue al animal ni a su propietario. Entre las ventajas de sacar a pasear a un perro por alguien de la tercera edad se destaca: la disminución de la ansiedad, la tensión arterial, el evitar el sobrepeso, además de prevenir problemas cardiovasculares.

COMPARTIR EN:

Suscribite a nuestro Newsletter

Y recibí información sobre temáticas de salud y bienestar.